13 de abril de 2024
PolicialesSalta

Caso Zanchetta: “Los abrazaba desde atrás y le apoyaba los genitales”

Compartir

En su declaración, el sacerdote Juan José Manzano expresó que no fue testigo directo de los hechos, sino que se enteró por comentarios. Dijo que en 2016 se desempeñaba como párroco de General Mosconi y a veces llevaba tres seminaristas de esa localidad hasta Orán. Agregó que uno de ellos le mencionó que se sentía incómodo, estaba como angustiado, porque el obispo a veces los veía en paños menores, y en ocasiones les pedía que le hagan masajes.

Expreso que el obispo en ese tiempo había expresado su preocupación por el abandono de algunos seminaristas, a los que conocía porque fue párroco de Colonia Santa Rosa. También se refirió al episodio de las fotos, al que refirió otro de los testigos, y que intentaban resolverlo internamente sin que trascendiera.

Contó que Zanchetta, mientras se desempeñaba como obispo, tenía tendencia a abrazar por largo tiempo, y recordó que vio una situación que ocurrió en la casa parroquial de la Catedral cuando fue a saludarlo luego de una celebración. Contó que “monseñor” estaba con algunos jóvenes, como muy cargoso con uno de los chicos, ya que le hacía algunas preguntas y luego le ofreció un vaso con cerveza. Fue entonces cuando el padre Acevedo le dijo que “no se permitía las bebidas alcohólicas”.

Tambien en su declaración, uno de los exseminaristas aseguró que percibió un trato diferencial con algunos compañeros y que fue testigo de abrazos -que por lo general eran desde atrás y duraban más de la cuenta- y del pedido de Zanchetta de que le realizaran masajes. Aclaró que cree en la declaración de los denunciantes. Por su parte, otro exseminarista confirmó que vio cuando el obispo abrazó desde atrás y le apoyó los genitales a una de las víctimas.